El grupo terapéutico

El grupo terapéutico es, sin duda, un espacio transformador y potente, que nos dirige inevitablemente a poner sobre la mesa todo aquello que está en juego. A menudo, entrar a trabajar en grupo, asusta. Y más, si aquellos que tienes delante son claros espejos de partes de ti y de tu trastorno. No hay escapatoria. Y eso, probablemente, sea la mayor medicina: sentarte vulnerable y con miedo delante de personas que se sienten exactamente igual que tú. En SETCA trabajamos espacios individuales, pero el poder del grupo y el trabajo en grupo está constantemente presente. Se trata de espacios de experimentación social, de volver al contacto perdido con el otro, de volver a ti sin perder de vista el mundo, que nos devuelven el sentido de esa cuerda que se te lanza desde arriba y llega hasta tu pozo. Hasta el fondo del pozo dónde sientes que habitas. Y al mismo tiempo, eres la mano que sostiene la cuerda que ayudará en otros pozos, a otras personas. Y hay algo también de esperanza en ese proceso compartido, pues se transmite en vivo la experiencia de la curación. No todos agarramos la cuerda al mismo momento, y aún así, hay una certeza de que todos la podemos tomar.

Si te ha interesado, compártelo!